Parroquia Santa María del Pilar Marianistas

La vida de nuestra comunidad cristiana en la red

Homilía 2 de enero 2011. 2º dom. Navidad

Deja un comentario

HOMILIA Segundo domingo de Navidad.

Este segundo domingo de Navidad puede servirnos para recoger alguno de los mensajes vividos los días pasados. Nochebuena, Navidad, la Sagrada Familia…tal vez hemos vivido mucho, hemos oído muchas cosas y hemos visto otras tantas. Cuando uno recibe tanto es bueno tomarse un respiro e intentar asimilar algo. Esto va unido a lo que decía ayer de “dialogar con uno mismo” sobre uno mismo.

Las lecturas de hoy nos ayudan en este ejercicio de asimilación del abundante mensaje navideño. La Navidad gira en torno al Hijo de Dios que se hace hombre. De este Jesús decimos que es la Sabiduría de Dios, que en El hemos sido bendecidos, elegidos y destinados a la vida. Y Jesús es la Palabra de Dios hecha carne.

Os sugiero dos puntos fuertes que resumen el mensaje navideño:

1º Dios es amor. A nivel humano cuando hablamos de amor pensamos que es lo más grande que puede dar una persona, pero también nos damos cuenta que es lo más fácil para romper, olvidar y fracasar. Más que hablar de amor, hay que vivirlo, entregarlo a los demás, compartirlo sin pedir nada a cambio, en definitiva, hay que amar.

 En Dios el amor ha sido y es vida. Para manifestarse como amor, Dios no escribe un tratado, ni nos da lecciones teóricas acerca del amor, no. Dios para manifestarse como amor se hace uno de nosotros. Más que manifestar el amor con palabras, Dios lo manifiesta con la vida de su Hijo Jesús. Es un amor entregado hasta el final, es un amor que no exige nada a cambio y que es paciente. Os remito a la parábola del hijo pródigo o del padre bueno.

 Y este Dios-amor nos bendice, es decir no puede hacer otra cosa que hablar bien de nosotros, aunque nosotros, a veces, no hablemos bien de El. Nos elige porque nos quiere. Y elige a todos, porque Dios no hace acepción de personas. Y finalmente nos destina a la vida. Quien ama quiere lo mejor para la persona amada. Dios que nos ama y quiere lo mejor para nosotros nos destina a vivir su misma vida.

 2º. Dios se hace Palabra en su Hijo Jesús. Al crearnos a su imagen y semejanza nos ha hecho capaces de dialogar con El. Dios dialoga con nosotros a través de personas, de acontecimientos, de una relación íntima con El. Pero ese diálogo lo ha culminado en su Hijo Jesús. Dios se ha hecho palabra, se ha encarnado, se ha hecho uno de nosotros para poder dialogar de tú a tú.

La vida y el mensaje de Jesús, hecho niño en Belén, son el mejor diálogo que Dios ha tenido con el hombre. Para poder dialogar ya conocemos al interlocutor, pero nos falta conocer su mensaje para que el diálogo se convierta en vida, para que la palabra, que es Jesús, no se quede en algo teórico, sino que pase a formar parte de nosotros. Jesús es la palabra de amor para todo hombre y es la manifestación frágil de este Dios. Dice un autor: “porque no hemos conocido a Dios, le hemos clavado en la cruz”.

Que lo que queda de Navidad la vivamos con un breve diálogo con este Dios-hecho hombre.

Autor: Rafael Iglesias

Rafael Iglesias, sm Párroco de Santa María del Pilar Marianistas - Madrid c/Reyes Magos, 3 28009 - MADRID

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s